¿Vas a hacer una mudanza? Consejos para hacer el inventario previo

El inventario es la parte de la mudanza más engorrosa de hacer pero es la primera de las acciones a realizar y, sin duda, una de las más importantes. No podemos empezar a empaquetar sin ton ni son nuestros enseres si queremos tener control absoluto de lo que tenemos, no perder nada en el traslado y, una vez en el destino, localizar todo aquello que necesitemos.

Si no sabes por dónde empezar, toma nota de nuestros consejos para que poner en marcha la mudanza y su inventario, sea lo más sencillo y útil posible…

4+1 consejos básicos para hacer el inventario de la mudanza:

#1. Usa el Excel

Aunque creas que tu casa es pequeña, que no tienes muchas pertenencias, una vez empieces a guardarlo en cajas, te sorprenderás de la gran cantidad de cosas que almacenamos y que, cuando cada cosa está en su lugar, no ocupan apenas espacio. Entonces, cuando necesites localizar en qué caja has guardado qué, lo mejor es poder usar la función “buscar” y no ir uno por uno revisando cada ítem de los apuntados en la lista.

#2. Divídelo por habitaciones y después por cajas

Dicho Excel tiene la posibilidad de dividirse por hojas, dichas hojas lo ideal es que representen cada una de las estancias de la casa y dentro de cada, enumerar las distintas cajas y su contenido.

#3. Etiqueta las cajas con la misma nomenclatura que el Excel

Por ejemplo: “Cocina – 1”, de modo que cuando necesites localizar algo concreto, sepas dónde ir a buscar. En qué caja.

#4. Imprime una copia del listado de cada caja y adjúntala a la misma

Para estar 100% seguros de que el contenido es el que es y no se modifica, una vez cierres la caja con el embalaje adecuado, lo ideal es imprimir la lista y pegarla en la misma caja. De este modo, si necesitas localizar algo y no tenéis cerca un ordenador, podréis revisar las cajas de forma manual. No es lo más indicado ni lo más eficiente pero en caso de necesitad, vendrá muy bien contar con todas las situaciones posibles.

El último de los consejos no lo enumeramos porque es opcional pero sería realizar el inventario entre 2 personas e ir turnando la tarea de guardar las cosas en las cajas y apuntar el nombre en la lista. Un beneficio de hacerlo entre varias personas es asegurarse que se usa el nombre que todos entenderán para localizar los enseres y, finalmente, reducir el tiempo de elaboración del trabajo: si mientras uno apunta el otro guarda, y viceversa, seguro que la tarea se sobrelleva mucho mejor, ¿verdad? Dicho esto, ¡pongámonos manos a la obra!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *